Introduce la palabra o término a buscar

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Y si desapareciera el dinero en metálico: The curse of cash (Kenneth Rogoff)

Apasionante idea la que desarrolla Kenneth Rogoff en su último libro que bien podría traducirse al español como "La maldición del dinero en efectivo" (The curse of cash) (más detalles en Cash is an emotional topic). El autor argumenta que la eliminación del dinero en metálico -tanto monedas como billetes- combatiría la evasión fiscal, la corrupción, el terrorismo, el tráfico de drogas, la trata de personas y la economía sumergida (más detalles aquí). En términos de eficiencia se generaría un sistema sin intermediación del dinero que provocaría una mayor rapidez en todas las transacciones comerciales. Esto implicaría eliminar los costes asociados a la producción del papel moneda (otra cuestión es que sucedería con los derechos de señoreaje). Asimismo el dinero en efectivo entorpece las políticas de los bancos centrales para estimular la economía e incluso para generar inflación. ¿Por qué? Básicamente porque en un contexto de tipos de interés negativos (esto supone o supondría que los depositantes deberían pagar por tener dinero en el banco), las personas que ahorran dinero preferirán seguir teniendo dinero en efectivo.

En cualquier caso, según señalan el propio Rogoff o el economista Willem Buiter (Citigroup y ex-consejero del Banco de Inglaterra), el dinero en efectivo supone el 85% de las transacciones a nivel global y además el uso de papel moneda sigue siendo elevado entre las personas más pobres y con mayor edad, tanto en los países pobres como en las economías más desarrolladas (más información aquí y aquí). De ahí, que no se muestren partidarios de sustituir todo el papel moneda por una moneda electrónica que además debería "competir" con experimentos privados tipo "bitcoin" (aquí y aquí). Probablemente un buen inicio consistiría en suprimir los billetes grandes (a partir 50 euros o dólares en adelante) teniendo en cuenta que la genta utiliza cada vez más las tarjetas y el dinero electrónico incluso para compras pequeñas.

¿Qué nos deparará el futuro? Desde el año 2010 Suecia se ha planteado eliminar el dinero en metálico (más detalles aquí y aquí); es más Suecia, Dinamarca y Noruega están cada día más cerca en considerar el uso de monedas y billetes como algo obsoleto y anticuado (cashless society). Más debate y opiniones en NadaEsGratis (aquí y aquí).

1 comentario:

Credy dijo...

Desde un punto de vista racional los pensamientos de Kenneth Rogoff pueden parecer algo utópicos. Creo que para que sus ideas sucedan aún queda un largo trecho por recorrer. Desde luego que solucionaría problemas importantes, pero también surgirían inconvenientes como el colapso total de la mitad de las transacciones mundiales.

De todos modos , un artículo muy interesante que hace reflexionar.

Saludos!